Retrato

Retrato
Sigmund Freud

sábado, 22 de enero de 2011

Frases Célebres de Sigmund Freud

“Existen dos maneras de ser feliz en esta vida, una es hacerse el idiota y la otra serlo.”

“He sido un hombre afortunado en la vida: nada me fue fácil.”

“Uno es dueño de lo que calla y esclavo de lo que habla.”

“Si dos individuos están siempre de acuerdo en todo, puedo asegurar que uno de los dos piensa por ambos.”

“Sólo la propia y personal experiencia hace al hombre sabio.”

“El primer humano que insultó a su enemigo en vez de tirarle una piedra fue el fundador de la civilización.”

“El mundo hace lentos progresos. Hace sólo trescientos años me hubiesen quemado.”

“Uno puede defenderse de los ataques; contra el elogio se está indefenso.”

“La humanidad progresa. Hoy solamente queman mis libros; siglos atrás me hubieran quemado a mí.”

“Nuestros complejos son la fuente de nuestra debilidad; pero con frecuencia, son también la fuente de nuestra fuerza.”

“Cada uno de nosotros tiene a todos como mortales menos a sí mismo.”

“Cualquiera que despierto se comportase como lo hiciera en sueños sería tomado por loco.”

“La ciencia moderna aún no ha producido un medicamento tranquilizador tan eficaz como lo son unas pocas palabras bondadosas.”

“Como a nadie se le puede forzar para que crea, a nadie se le puede forzar para que no crea.”

“Dijo Platón que los buenos son los que se contentan con soñar aquello que los malos hacen realidad.”

“Todo chiste, en el fondo, encubre una verdad.”

“La verdad al cien por ciento es tan rara como el alcohol al cien por ciento.”

“A veces un puro es solamente un puro.”

“La interpretación del sueño es la vía regia hacia el conocimiento de lo inconsciente.”

“Si quieres vivir, prepárate para morir.”

“La voz del intelecto es apagada, pero no descansa hasta haber logrado hacerse oír, y siempre termina por conseguirlo después de ser rechazada infinitas veces.”

“Los hombres viven, en general, el presente con una cierta ingenuidad; esto es, sin poder llegar a valorar exactamente sus contenidos”

“Ni los demonios ni los dioses existen, son todos productos de las actividades síquicas del hombre.”

“Recordar es el mejor modo de olvidar.”

“Nos moriremos todos, pero nuestras obras permanecerán.”

“El entendimiento es una tabla lisa en la cual nada hay escrito.”

“El miedo es un sufrimiento que produce la espera de un mal.”

“El narcisismo de las pequeñas diferencias, es la obsesión por diferenciarse de aquello que resulta más familiar y parecido.”

“Es propio del filósofo poder especular sobre todas las cosas.”

“La gran pregunta que nunca ha sido contestada y a la cual todavía no he podido responder, a pesar de mis treinta años de investigación del alma femenina, es: ¿qué quiere una mujer?”

“Si las acciones humanas pueden ser nobles, vergonzosas o indiferentes, lo mismo ocurre con los placeres correspondientes. Hay placeres que derivan de actividades nobles, y otros de vergonzoso origen.”

“No existe ningún punto de partida si no se sabe bien a donde ir.”

“No todo depende de los deseos, pero, aun así, soy de los que han decidido intentar llevar a cabo sus deseos.”

“Si aspiras a encontrarte a ti mismo, no te mires al espejo, porque allí encontrarás solamente una sombra, un extraño.”

“Yo he preferido de hablar de cosas imposibles porque de lo posible se sabe demasiado.”

“La más clara prueba de que existe vida inteligente en otros planetas, es que todavía no han venido a visitarnos.”

“La religión es comparable con la neurosis infantil.”

"Sería muy simpático que existiera Dios, que hubiese creado el mundo y fuese una verdadera providencia; que existiera un orden moral en el universo y una vida futura; pero es un hecho muy sorprendente el que todo esto sea exactamente lo que nosotros nos sentimos obligados a desear que exista"

“Si la inspiración no viene a mí salgo a su encuentro, a la mitad del camino”

“Ningún crítico es más capaz que yo de percibir claramente la desproporción que existe entre los problemas y la solución que les aporto”

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada